Piedras preciosas y minerales del mundo

[Total:11    Promedio:4.6/5]

 

   Si has llegado hasta aquí es porque eres un apasionado de los minerales y las piedras preciosas, porque disfrutas de su belleza, y porque sabes que en su interior albergan auténticas cápsulas del tiempo. Cualquiera de las gemas que aquí encontrarás ya existía millones de años antes de que naciera el primero de los hombres. Adéntrate en este mundo mágico y te mostraré los increíbles tesoros que la Naturaleza esconde en sus entrañas.

Tipos piedras preciosas y semipreciosas

   En esta galería fotográfica están listados algunos de los más preciados especímenes de minerales y piedras preciosas del mundo. Además, si sigues navegando encontrarás muchísimas otras bonitas gemas que sin duda te cautivarán. 

Haz clic en la imagen de la piedra para obtener mucha más información.

Imágenes de Minerales y piedras preciosas

He seleccionado para ti las mejores fotografías de minerales en estado natural que puedas encontrar en toda la red. Así podrás comprobar, por ti mismo,  la belleza de estas valiosas piedras naturales y la perfección geométrica con la que crecen muchos de los preciosos minerales que aquí encontrarás.

Pulsa sobre la foto para verlas en detalle:

Clasificación de las gemas por colores

Son muchas las personas que eligen el color como primer criterio a la hora de escoger una piedra preciosa. Precisamente por eso he  querido realizar esta lista de nombres de piedras naturales, ordenadas por su colorido.

Antes, quiero advertirte de que una piedra preciosa de una determinada especie mineral puede presentar diferente coloración,independientemente del tipo de piedra natural de que se trate, e incluso algunas gemas preciosas pueden presentar más de un color al mismo tiempo, por ejemplo la piedra cuarzo arcoiris.

El color, en las piedras preciosas,  a menudo depende de una simple alteración química en la composición de la gema, pero también puede ser debido un defecto en su estructura cristalina.

El berilo, por ejemplo, es una piedra preciosa que se distingue por poseer bellísimas variedades cromáticas. Dentro de esta especie mineral destacamos la esmeralda verde, el aguamarina azul, el heliodoro amarillo, o el atractivo rojo de la bixbita. También el diamante es una gema en la que nos podemos encontrar prácticamente con todo el espectro de colores.

Por otro lado, más allá de las piedras preciosas, existen otros minerales de colores muy atractivos, por ejemplo, el azufre, que a pesar de no tener valor gemológico posee un muy llamativo color amarillo y  es muy solicitado tanto para su uso industrial, como por las propiedades terapéuticas que se le atribuyen.

Aquí te dejo una selección de las más bellas piedras naturales de color:

Piedras preciosas azules

La gama de tonos azules en las piedras preciosas tiene su máximo exponente en el azul intenso del zafiro. Pero también son bonitos los profundos azules que encontramos en la cianita, la espinela o la benitoita.

La cordierita y la escasísima tanzanita tienen un atractivo azul violáceo que las hace muy demandadas tanto por los coleccionistas y gemólogos como por los amantes de las gemas en general.

La codiciada turmalina de Paraiba, el apatito y la fluorita tienen un sugerente azul verdoso. En la gama azulada más clara tenemos al aguamarina, al zircón y al topacio azul y el cuarzo azul.

Piedras preciosas verdes

La reina de esta categoría es, sin duda, la esmeralda y su atractivo verde salvaje. Junto al cotizado granate tsavorita es una de las piedras más demandadas de esta categoría. Otras opciones son la turmalina verde o el cromodiópsido, que posee uno de los verdes más intensos entre todas las gemas preciosas de este color. El peridoto, una piedra bastante más asequible, se ha hecho también muy popular en el mundo de la joyería.

El verde sobrio de la hiddenita es otra magnífica alternativa para quienes tienen predilección por las piedras de mayor tamaño.

Piedras preciosas negras

Las gemas de este color, por tradición, han estado siempre reservadas a la joyería de luto. Sin embargo, esta tendencia se ha revertido totalmente y ahora son muy apreciadas entre los clientes más “cool”. El diamante negro, el ónice y la turmalina negra, son los más populares entre las gemas de esta tonalidad. Pero también el diópsido negro estrella o la obsidiana representan una buena opción para los amantes de las piedras oscuras.

Piedras preciosas rojas

El rubí es la gema roja más conocida, aunque existen otras también muy importantes. La espinela roja, el granate rodolita y la preciada rubelita son también gemas muy representativas de esta gama de color.

Piedras preciosas amarillas – naranjas

Muchas son las gemas que pueden encontrarse dentro de esta gama de color. Algunas de ellas son, entre las más amarillas, el citrino, el zafiro amarillo, incluso el diamante amarillo. El granate espesartina, el ópalo de fuego, el topacio imperial o el zafiro Padparadscha presentan una coloración más anaranjada.

Cómo se forman las piedras preciosas

La mayoría de los minerales y gemas se forman en el interior de la corteza terrestre, es decir en la capa externa de la tierra, a una profundidad de entre 5 y 60 kilómetros. Sólo el diamante y el olivino cristalizan a más profundidad, en el manto, por debajo de los 130 kilómetros.

Las condiciones necesarias para la formación de las piedras preciosas, y de las piedras minerales en general, son la presión, la temperatura y el tiempo, además de los determinados elementos químicos que conforman la roca.

Los diferentes clases de piedras preciosas se forman a partir de una masa fundida donde están presentes átomos de numerosos elementos químicos. En la medida en que vayan variando las condiciones de presión y temperatura, con el tiempo,  van cristalizando.

Los tipos de yacimientos se han establecido en función de su génesis o creación, que está frecuentemente en relación con la naturaleza de las rocas en que aparecen.

Existen tres grandes grupos de yacimientos:

Yacimientos ígneos

Se originan a partir de una masa fundida donde están presentes átomos de numerosos elementos químicos.  Los diferentes minerales se van formando a medida que esta masa se va enfriando, y según a las temperaturas a las que cristalizan podemos dividirlos en cuatro:

  • Los yacimientos ortomagmáticos, que abarcan desde las elevadas temperaturas del magma original hasta condiciones cercanas a los 1000º C. El olivino y el diamante, son los primeros en aparecer por su alta temperatura de formación. Luego se forman los anfíboles, feldespatos, plagioclasas, ortosas y, finalmente, el cuarzo.
  • Entre 1000º C y 600º C, en los yacimientos pegmatíticos es  donde se forman los Berilos,  la turmalina y la espodumena. En este tipo de yacimiento es habitual la aparición de grandes cristales.
  • A temperaturas que rondan  entre 600º C y 400º C, en los yacimientos pneumatolíticos, se forman piedras preciosas como el topacio, los granates o la escapolita.
  • Finalmente en los yacimientos hidrotermales se encuentran  los minerales formados a partir de soluciones acuosas relacionadas con la masa fundida, desde temperaturas cercanas a los 400º C hasta las ambientales. En esta etapa cristalizan sulfuros como la pirita, blenda, galena, etc., así como la fluorita, cuarzo, calcita, etc.

Yacimientos sedimentarios

Están formados por minerales muy resistentes que han sido erosionados y liberados de la roca magmática o metamórfica que los contenía. Estos minerales han sido transportados por los ríos e incorporados junto a otros materiales al sedimento. Así se forman los yacimientos de placer o placeres.

Yacimientos metamórficos

Se originan cuando las rocas son sometidas a grandes cambios de temperatura y presión, transformándolas y haciendo que vuelvan a cristalizar y a formarse nuevos minerales. Ejemplos son la cuarcita, grosularia, diópsido, vesuviana, epidota, zoisita, espinela, almandino, o corindón..

Qué es una gema

Aplicamos el término gema o piedra preciosa a aquellos minerales que poseen el suficiente atractivo para ser usados en la ornamentación personalizada.

La belleza es el atributo general de todas las piedras preciosas. Esta belleza puede basarse en el color, el brillo, la transparencia, los reflejos o incluso en la talla. Son muy escasas las gemas que presentan conjuntamente todas estas cualidades. Quizá sea el diamante de color la gema preciosa más cercana a la perfección.

Además de la belleza, es exigible a una gema que sea consistente y durable, ya que de lo contrario se deteriorará enseguida y perderá su brillo. La escala de Mohs se creó precisamente para medir la dureza de los minerales, entendiendo por ésta la resistencia al rayado.

Tabla de dureza de Mohs

DurezaMineralSe raya con / raya a
1TalcoSe raya fácilmente con la uña
2YesoSe raya con la uña con más dificultad
3CalcitaSe puede rayar con una moneda de cobre
4FluoritaSe raya fácilmente con un cuchillo de acero
5ApatitoSe raya co dificultad con un cuchillo de acero
6OrtosaSe raya con una lija para acero
7CuarzoRaya el vidrio
8TopacioSe puede rayar con herramientas de carburo de wolframio
9CorindónSe puede rayar con herramientas de carburo de silicio
10DiamanteSólo se puede rayar con otro diamante

Clases de Piedras preciosas

Atendiendo a su origen y naturaleza, las gemas pueden ser:

Gemas Naturales, finas o verdaderas

Son gemas en cuya formación no ha intervenido la tecnología humana, aunque sí ha podido contribuir  con ciertas manipulaciones(talla, pulido, etc.) a realzar su belleza.

Gemas sintéticas

Son gemas de igual composición y propiedades que las naturales pero que han sido recreadas, en laboratorio, por el hombre. Su composición química y propiedades son exactamente las mismas que en las naturales: esmeralda, zafiro o rubí sintéticos.

Gemas artificiales

Son materiales producidos por el hombre en laboratorio y que no tienen equivalente en la naturaleza: GGG, circonita, YAG.

Gemas tratadas

Son aquellas que han sido tratadas con calor, radiaciones, impregnaciones, tinciones, etc., para mejorar su aspecto o propiedades.

Gemas reconstruidas

Han sido fabricadas a partir de polvo o trozos de gemas naturales por medio del calor y la presión. Por ejemplo se usa con el ámbar y el carey. Hay que tener cuidado pues se utiliza incorrectamente para nombrar a las piedras sintéticas.

Vidrios

Materiales amorfos, no cristalinos, de origen natural o artificial. No confundir el concepto de vidrio con el de cristal, que implica una ordenación estructural de la materia.

Diferencia entre piedras semipreciosas y piedras preciosas

Atendiendo a su valor económico se ha calificado a las gemas más caras como preciosas y a las de menor cotización como piedras semipreciosas.  Pero realmente no hay un criterio estrictamente definido, porque entran muchos factores a considerar en esta ecuación. Algunos de estos factores son el tamaño, la calidad, el color etc.  Así podemos encontrar gemas, de las que tradicionalmente han sido conocidas como preciosas, que por su baja calidad, tienen mucho menos valor que determinados especímenes de las mal consideradas  piedras semipreciosas.

A mí, particularmente, me gusta considerar a todas las gemas como preciosas.

Piedras semipreciosas

A pesar de que, como ya os dije, a mí me gusta considerar a todas las gemas como piedras preciosas, lo cierto es que el término piedra semipreciosa está muy extendido, y por lo tanto en este apartado haré una pequeña clasificación de las gemas semipreciosas más importantes.

Piedras semipreciosas más conocidas

En este apartado atenderé a  las piedras semipreciosas más populares y por tanto las más fáciles de encontrar en joyerías, platerías tiendas de minerales y demás establecimientos especializados. Este tipo de gemas tienen como característica común la facilidad con la que podemos encontrarlas en el mercado así como su buen precio.

Bueno, en esta parte de la clasificación  ganan de forma abrumadora todos los cuarzos. Los cuarzos cristalinos son abundantes y son relativamente fáciles de encontrar a un precio razonable. Ejemplos de estas piedras semipreciosas son el citrino, la prasiolita, el cuarzo rosa, o la propia amatista, aunque en este último caso lo cierto es que ejemplares de piedra natural de muy buen tamaño y calidad también incrementan su precio considerablemente.

Por otro lado, están los cuarzos microcristalinos como, por ejemplo, el jaspe, el ojo de tigre, el ágata azul o el ónix, también llamado ónice, que a pesar de no ser transparentes gozan de una gran belleza a un más que buen precio .

Si quieres conocer muchas más piedras semipreciosas de esta categoría PINCHA AQUÍ.

Piedras semipreciosas más caras

En esta parte de la clasificación están las piedras semipreciosas que adquieren un mayor valor económico en el mercado, a veces incluso mayor que las que están en el grupo de las tradicionalmente consideradas piedras preciosas: el diamante, rubí, zafiro y esmeralda. Éstas son algunas de las gemas semipreciosas que forman parte de este exclusivo club:

  • La alejandrita y su magnífico cambio de color dependiendo del tipo de luz a la que esté expuesta. Esta gema, además de por su belleza, tiene gran demanda precisamente por este cambio de tonalidad. A mayor transparencia y evidencia en el cambio de color, el precio es más alto. Es lo que tiene tener dos piedras en una… 😎
  • Los granates, de los que existen distintas variedades gemológicas, como los Demantoides o  los granates Txavoritas, muy cotizados por su precioso color verde que los pueden llegar a confundir con la esmeralda, aunque en ambos casos son más escasos que estas últimas. Otro de granates más cotizados es el Rodolita, de tono rojo intenso, fácilmente distinguible por sus destellos color púrpura.
  • La espinela, que podemos encontrar en una gran variedad de colores, aunque la más valiosa es sin duda la de color rojo, que se parece increíblemente al rubí. De hecho, la espinela más famosa es la gran espinela roja que hay engastada en la corona real británica, que durante muchísimo tiempo se creyó que era un rubí.
  • El ámbar o el coral son también consideradas por muchos como piedras semipreciosas, aunque desde la antigüedad ambas han sido muy cotizadas y codiciadas.

Piedras semipreciosas exóticas

Estas son algunas de las piedras semipreciosas más exóticas:

  • La tanzanita, una variedad púrpura de zoisita proveniente de Tanzania. Esta gema, a causa de su belleza, escasez y singularidad, adquiere precios muy altos en el mercado.
  • La turmalina de Paraiba. Esta turmalina que va desde el color límpido azul turquesa hasta adoptar tonos verdosos de azul, debido a su belleza, escasez y dificultad para encontrar ejemplares de buena calidad, es una de las gemas más caras del mundo.
  • La moldavita, cuya singularidad viene dada porque se forma a causa del impacto de un meteorito sobre una roca. Dicho impacto crea unas condiciones de temperatura y presión que hace que la roca se funda y se forme esta gema, que no tiene cristalización, sino que es un vidrio. Es un piedra frágil, habitualmente de color verde.

Gemas de cristal

Existe mucha confusión acerca del término gema de cristal. Lo cierto es que, si nos ceñimos a la terminología científica, esta nomenclatura es, cuando menos, un poco ambigua. Me explico, el término gema de cristal, hace referencia a un tipo de piedra preciosa, o piedra semipreciosa, cuya estructura interna está ordenada. Por lo tanto, otras gemas con estructura amorfa, no cristalina, como puedan ser el ámbar, la obsidiana, la moldavita, etc., no podrían integrarse en esta clasificación.

Hasta aquí todo bien, pero el problema viene causado por el mal uso que se está haciendo de esta expresión, al aplicarla para denominar a los vidrios de imitación de gemas, también llamados símiles de piedra preciosa. Un ejemplo claro son las piedras de Swarovski, mal llamadas cristal de Swarovski, que a pesar de su calidad y perfecta terminación no dejan de ser más que vidrios tallados, no piedras preciosas, ni mucho menos gemas de cristal, ya que, como vidrios que son, su estructura interior está desordenada.

Recuerda siempre:

  • CRISTAL: los átomos que componen su estructura interna están ordenados. Por ejemplo el diamante o la amatista.
  • VÍDRIO : los átomos que componen su estructura interna están desordenados. Por ejemplo, la obsidiana, las piedras bisutería como las  de Swarovski, o el vidrio de la ventana de tu casa 😉.

Piedras energéticas y sus poderes

Desde tiempos inmemoriales se ha puesto en valor el poder mágico que albergan las gemas preciosas. Los egipcios, aztecas, mayas, árabes y prácticamente todas las antiguas civilizaciones que han poblado la tierra, siempre han venerado, respetado y ansiado la protección que les conferían las piedras preciosas. Gemas como las turquesas, las esmeraldas, los rubíes, zafiros, todo tipo de cuarzos, etc., han sido consideradas piedras energéticas, y utilizadas tradicionalmente como amuletos y piedras de protección contra el mal de ojo, para ahuyentar la mala suerte y hasta para evitar la embriaguez, aumentar la fertilidad o facilitar los partos.

Es cierto que a día de hoy no existen estudios científicos que avalen esta capacidad, energética o mágica(que cada cual la denomine como mejor lo estime) que parecen poseer tanto las piedras semipreciosas como las preciosas y los minerales en general pero, como decía mi abuela: algo tendrá el agua cuando la bendicen…

Pues bien, algo tendrán también las piedras cuando a lo largo de la historia han sido tan codiciadas, y cuando hoy en día, no ha dejado de crecer el número de adeptos a los diferentes tipos de terapias basadas en el poder de las piedras energéticas.

La litoterapia, o gemoterapia, es la pseudociencia que se ha ocupado en recuperar toda la sabiduría ancestral referente al mundo de los minerales y las piedras preciosas, y de ponerla al servicio de las personas que quieran aprovecharse de sus beneficios.

Si sigues buceando en la web, y eres amante de lo esotérico, o simplemente un curioso ávido de conocimiento,  verás que en las distintas páginas podrás encontrar, además de la mejor y más completa información científica relativa a cada piedra preciosa,  un apartado donde enumeraré las principales capacidades y poderes energéticos que se le supone a cada gema en cuestión, así como el significado de las distintas piedras energéticas.

Cuidado de las gemas

Siempre debemos tomar una serie de precauciones para conservar correctamente nuestras gemas y así conseguir que no se estropeen y luzcan siempre perfectas.

  • Lo primero que tenemos que tomar en consideración es, en el caso de que nuestras piedras preciosas estén engastadas en una pieza de joyería, colocarlas después de habernos vestido. Así se minimizará el riesgo de que se enganchen con las prendas y puedan soltarse de sus garras o engastes.
  • Los cosméticos, lacas y perfumes deben aplicarse también antes de colocarnos la joya que luzca la piedra preciosa. El motivo es que algunos agentes químicos podrían atacarla y estropearla.
  • Es conveniente evitar usar piedras preciosas en las ocasiones en que estas puedan estar expuestas a potentes fuentes de calor o lumínicas. Determinadas gemas podrían ver alterada su coloración por esta causa.
  • Evitar los cambios bruscos de temperatura ya que hay piedras muy sensibles que podrían llegar a craquelarse.
  • Lo ideal es guardar cada gema en un estuche individualizado. Si esto no fuera posible, hacerlo con la suficiente precaución para que las gemas no tengan contacto entre ellas. Ten en cuenta que las piedras más duras rayan y estropean a las más blandas.
  • Evita los golpes y las caídas de tus piedras preciosas o de las joyas donde estén engastadas.
  • No laves jamás piedras porosas con agua caliente, jabón u otros productos químicos agresivos.

Consejos para lavado de gemas

Consejos de lavado de las gemas

Qué es la gemología

La gemología es la ciencia que se encarga del estudio de las piedras preciosas. No sólo se centra en identificarlas sino que utiliza las técnicas necesarias para distinguirlas de las obtenidas por síntesis y de sus imitaciones. El gemólogo, además, conoce los tratamientos que se realizan para mejorar el aspecto de las piezas preciosas y es capaz de determinar si una determinada gema ha sido tratada.

La gemología estudia la composición, estructura y propiedades físicas y ópticas de los materiales gemológicos. El origen y los yacimientos también son objeto de estudio de esta ciencia, así como los tratamientos que algunas gemas reciben para modificar sus propiedades, y las técnicas y tipos de talla que realzan su belleza.

El estudio de la gemología es indispensable para los joyeros , lapidarios y comerciantes de gemas.  Pero también para los amantes de las piedras preciosas que adquirirán el nivel de conocimientos necesario para determinar, en cada caso, la naturaleza de las gemas que puedan adquirir.

Si estás interesado en aprender gemología ya no tienes excusa, porque aquí podrás hacerlo de forma totalmente gratuita, en nuestro curso de gemología gratis.

¡A qué estás esperando!

Clasificación de las piedras preciosas por grupos mineralógicos

  • Elementos nativos:

Diamante

  • Sulfuros:

Pirita, esfalerita

  • Óxidos:

Corindón(rubí, zafiro),hematites, espinela, rutilo, casiterita, crisoberilo

  • Haluros:

Fluorita

  • Carbonatos:

Calcita, smithsonita, rodocrosita, aragonito, malaquita, azurita

  • Sulfatos:

Yeso(alabastro)

  • Fosfatos:

Apatito, ambligonita, lazulita, turquesa

  • Boratos:

Sinhalita

  • Nesosilicatos:

Olivinogranates (almandino, piropo, espesartina, uvarovita, grosulariaandradita), fenaquita, circón, andalucita, sillimanita, cianita, topacio, estaurolita, datolita, esfena.

  • Sorosilicatos:

Zoisita, clinozoisita, epidota, idocrasa, Axinita, berilo (esmeraldaaguamarina, morganita, heliodoro, goshenita), cordierita, turmalina (verdelita, indigolita, rubelita, acroíta)

  • Inosilicatos:

Piroxenos (enstatita, diópsido, jadeita, espodumena), rodonita, anfíboles (hornblenda, nefrita)

  • Filosilicatos:

Talco, serpentina, crisocola, prehnita

  • Tectosilicatos:

Cuarzo (cristal de rocaamatista, cuarzo rosa, cuarzo ahumadocitrino, cuarzo lechoso, ojo de tigre, cuarzo rutilado, cuarzo turmalinado, calcedonia, cornalina, heliotropo, crisoprasa, sardo, ágata, ónice, etc.), ópalo, xilópalo, feldespatos (ortoclasa, sanidina, albita, oligoclasa, labradorita, microclina, amazonita), feldespatoides (sodalita, lazurita, petalita), escapolitas

  • Rocas y materiales meteóricos:

Obsidiana, unakita, moldavita

Material para buscar minerales

Cuando salimos al campo para encontrar nuevos minerales que hagan crecer nuestra colección necesitaremos, como mínimo, los siguientes materiales:

  • Un bloc de notas y un bolígrafo para anotar lugares, fechas y apuntes relativos a las muestras que hayamos encontrado. 
  • Unas bolsitas de plástico de auto cierre para guardar nuestros hallazgos.
  • Una lupa para observar todos los detalles que nos ayudarán a la identificación de los minerales.
  • Una brújula o un dispositivo con coordenadas GPS para orientarnos en todo momento.
  • Una mochila con algo de comida y agua suficiente para la jornada.
  • Un martillo de geólogo.
  • Unas gafas protectoras.
  • Guantes para evitar heridas al golpear y manipular los minerales.
  • Ropa cómoda acorde a la temporada en la que estemos y un sombrero para protegernos del sol.
  • Botas de montaña.
  • En el caso de que sea en el interior de una mina es necesario una linterna y casco de protección. Una luz en el casco nos permitirá tener ambas manos libres para trabajar mejor.